La mayoría de las personas, en algún momento de su vida, se ven envueltas en algún proceso relacionado con la Administración de Justicia, y necesitan de un peritaje psicológico. Ya sea desde un divorcio, custodia de los hijos, un accidente de tráfico, hasta ser testigos de un delito. En estos casos puede ser determinante el contar con un buen informe pericial psicológico que nos permita enfrentar con éxito dicha situación.

¿QUÉ ES UN PERITAJE PSICOLÓGICO?

El informe psicológico forense evalúa las condiciones psicológicas de los actores jurídicos y aporta más elementos de juicio en los tribunales. Normalmente los jueces o abogados lo solicitan cuando necesitan determinar el estado mental de una persona, para evaluar si es responsable penalmente de determinados hechos, si padece secuelas emocionales como resultado de un evento traumático o si es apta para la custodia de menores y/o personas discapacitadas. Entonces recurren a los psicólogos forenses, que son los encargados de valorar todo lo relacionado con las condiciones psicológicas de las personas implicadas en un acto jurídico.

¿POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE CONTAR CON UN BUEN INFORME PERICIAL?

El informe psicológico forense no es vinculante, se considera como una prueba más en el juicio, pero lo usual es que cuando se solicita tenga un peso importante en la decisión del juez. Un buen informe pericial psicológico, minucioso e imparcial, basado en pruebas psicológicas validadas científicamente puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso en un caso.

PERITAJES PSICOLÓGICOS PARA TODAS LAS ÁREAS JUDICIALES:

DERECHO CIVIL

- Incapacitaciones (totales y parciales)

- Capacidad y/o impugnación testamentaria

- Valoración de daños psicológicos de accidentes, agresiones, etc.

FAMILIA

- Guarda y custodia

- Efectos psicológicos de la separación y/o divorcio

- Revisión de medidas y régimen de visitas

- Privación o exclusión de la patria potestad

- Peritación y valoración del maltrato psicológico

DERECHO LABORAL

- Valoración en situaciones de incapacidad laboral y/o invalidez

- Valoración de secuelas psíquicas de accidentes laborales

- Evaluación de secuelas psicológicas

DERECHO PENAL

- Delitos contra la libertad sexual (violaciones, agresiones sexuales, abusos, etc.)

- Valoración de secuelas victimológicas

MENORES

- Evaluación del estado psicológico

- Evaluación de la credibilidad del testimonio

¿CÓMO SE REALIZA EL PERITAJE PSICOLÓGICO?

Entrevista inicial

Durante esta entrevista abordaremos todos los datos que consideres relevantes para la defensa de tu caso, a partir de los cuales trazaremos la mejor estrategia posible para elaborar el informe pericial psicológico. En caso de que ya estés en contacto con un abogado, se valorará también el expediente creado por él para determinar cuál es la línea de actuación más adecuada y/o detectar a otras personas que puedan aportar pruebas relevantes para el caso.

Pruebas

psicológicas

En esta fase se evalúa el caso con mayor profundidad, en busca de las evidencias psicológicas que puedan ser útiles. A lo largo de este proceso aplicamos entrevistas individuales y una serie de pruebas psicométricas que brindan resultados más fiables en los tribunales.

Elaboración del

informe

Una vez que tengamos todos los datos, analizaremos las evidencias y redactaremos el informe psicológico final. En este documento se recoge la información obtenida a través de las diferentes entrevistas y las pruebas psicológicas, además del dictamen de nuestro psicólogo forense. Una vez terminado, te entregaremos dos copias, una para ti y otra para los representantes legales.

Ratificación en

juzgado

Si es necesario ratificar el informe forense, nuestro psicólogo pericial acudirá al juzgado para defender sus conclusiones y recomendaciones.

LLÁMANOS/ESCRÍBENOS AL 644715115 O CONTÁCTANOS A TRAVÉS DEL FORMULARIO